Menú de navegación
Tres años de diseño y uno de construcción

Originariamente concebido como un camino de servicio, ha pasado por diferentes etapas. Pero antes que ellos hubo niños que iban al colegio sin nadie que los guiara, y parejas de enamorados que se perdían entre los muros del cañón, y vecinos de la zona que salían a ver y ser vistos Resulta curioso que el origen del Caminito fuera precisamente la madera. Las primeras tablas en el Desfiladero de los Gaitanes se colocaron en y no lo hicieron obreros al uso sino gente acostumbrada a vivir lejos de tierra firme.

Fueron marinos quienes ensamblaron aquel camino primitivo que apenas se asemejaba al actual, atados a cuerdas desde lo alto del acantilado y suspendidos en el vacío, una labor a la que ya estaban acostumbrados en un barco. Fue entonces cuando la familia Loring, que tenía la concesión ferroviaria, se dio cuenta del potencial del río Guadalhorce y de los saltos de agua del Desfiladero de los Gaitanes para generar electricidad. El ingeniero y empresario Jorge Loring, primer marqués de la Casa Loring, consiguió también esa concesión, pero no llegó a explotarla.

Sería otro ingeniero vinculado a la familia por matrimonio, Rafael Benjumea Burín, quien tomó la riendas de un proyecto que con los años le supondría llegar a ser ministro con Primo de Rivera y el título de Conde del Guadalhorce. A principios del siglo XX, en España empezaba a gestarse un importante cambio en la generación de energía.

Del sendero más peligroso al camino para todos los públicos

En se puso en funcionamiento el Salto Hidroeléctrico de El Chorro. Esta pequeña presa elevaba el nivel del río creando un pequeño canal cubierto por tuberías. Para controlarlo, Benjumea contrató a marinos, que construyeron un camino de tablones para acceder a la zona y efectuar labores de mantenimiento. Supuso la creación de una plataforma paralela para controlar la compuerta y los accesos a la presa original. Fue el primer tramo del actual Caminito del Rey. En , Benjumea funda la Sociedad Hidroeléctrica del Chorro con la finalidad de construir un gran pantano.

Pese a la carestía de materiales por la I Guerra Mundial, las obras pudieron concluir el 21 de mayo de Trabajos de construcción de la presa de El Chorro, que se inauguró en Un sillón de piedra, hoy conocido como el sillón del Rey, dejó constancia de la visita del monarca. El ingeniero Benjumea vio en el precario caminito de tablas de madera una oportunidad de sorprender al monarca.

En la inauguración, Alfonso XIII no lo atravesó por completo, pese a que las crónicas del momento resaltaban su valor y el miedo del séquito que lo acompañaba.

Apenas recorrió un tercio, suficiente para que desde entonces lleve el nombre del Caminito del Rey. Revista La Esfera, Andrés Carrasco, de 83 años, recuerda perfectamente -"casi como si fuera ayer"- cómo era aquel camino. La zona de Gaitanejo, por ejemplo, donde se ubicaba el azud de inicio del canal de agua del salto hidroeléctrico, estaba habitada por varias familias, algunas ligadas directamente al mantenimiento, mientras otras se dedicaban al pastoreo o la agricultura.

Cuando amanecía, y ya oía las voces de los niños que se dirigían al colegio, se levantaba y seguía el camino. El Caminito del Rey tenía un trasiego continuo, tanto de día como durante la noche - contaba con luz eléctrica-. No era sólo una vía de paso, sino también un punto de encuentro.

El camino estuvo en buen estado mientras fue un vía imprescindible para los vecinos.

😱 ¡¡Aventura EXTREMA a más de 250M de ALTURA!! ⛰+ Ataque de VÉRTIGO de PAPI 😢

Llegó incluso a tener un guarda que se encargaba de su mantenimiento y limpieza. Con el paso de los años, el sendero dejó de ser imprescindible y llegó el abandono. El transcurso del tiempo y el trasiego de animales provocaron que las piedras cayeran sobre el recorrido y originaran graves desperfectos, sobre todo en aquellas zonas donde la espesura del cemento era menor.

El recorrido terminó perdiendo buena parte de la barandilla. En muchas partes del recorrido faltaban tramos y había agujeros en el cemento. Desde entonces, el paso por el Caminito del Rey se convirtió en un recorrido peligroso. Los agujeros en el trazado y la ausencia total de tramos obligaba a agarrarse a la pared o a realizar temerarios saltos sobre el vacío. Los visitantes dieron paso a gente que buscaba una experiencia, relacionada sobre todo con el alpinismo o la escalada.

Y comenzó la leyenda negra. A mediados de los años 90 y tras varios accidentes mortales, se decidió clausurar definitivamente la pasarela. Algunos vecinos de la zona apuntan que el motivo definitivo fue el fallecimiento el 23 de julio de de la niña de 12 años Rosa Polo natural del municipio sevillano de la Rinconada. La menor acudió al lugar en una excursión organizada por los monitores de las colonias de verano. A raíz de ese suceso, comenzaron a surgir voces que reclamaban el cierre del recorrido. Durante sus 40 años de historia, el complejo hotelero 'La Garganta', a la entrada del Caminito, ha visto evolucionar el tipo de visitante: Fernando García 'Queco', propietario, asegura que ni la peligrosidad ni las multas disuadieron la entrada de personas.

Era habitual que preguntaran cómo entrar. Al final accedían cruzando las vías del tren". Fernando García, propietario de 'La Garganta'.


  • quisiera conocer mas gente;
  • mujer sola busca compania.
  • trabajo interna madrid.

Todo es mentira. Todo se ambientaba muy lejos, pero en realidad se rodó muy cerca. Concretamente entre la Garganta y el pantano de El Chorro, pasando por el Caminito del Rey que tanto juego han dado en la gran pantalla. Desde tiroteos a persecuciones. Omar Sharif también atravesó el paraje malagueño a caballo en una película cuyo rodaje no estaba documentado, 'Orgullo de estirpe' Los evadidos intentaban huir también a pie a través del Caminito del Rey que en pantalla interpretó su papel con la precisión de un reloj suizo. Con anterioridad al polémico Sinatra, la actriz Brigitte Bardot también se dejó ver por allí, aunque no llegó a recorrer el caminito.

Raquel Welch también husmeó por el Desfiladero de los Gaitanes en el filme 'Guapa, intrépida y espía' , aunque en avión. Puestos a calificar las escenas rodadas en el Caminito de Rey, la mejor secuencia corresponde a la cinta 'Esencia de Misterio' 'Holiday in Spain', , con Peter Lorre y Denholm Elliott echando los higadillos a la carrera por las pasarelas de piedra para huir de un tiroteo. La oportuna caverna del tren les daba un respiro y una escapatoria a esta pareja quijotesca.

El Caminito del Rey transcurre por un espectacular cañón que tiene tres partes: Este espacio tiene dos grandes zonas de interés medioambiental. Este enclave aparece muy marcado por la presencia humana en el territorio desde el Neolítico lo que condiciona la fauna y la flora del lugar. Esto no ha devuelto la cubierta vegetal autóctona, pero sí se ha establecido una población de pino carrasco. Se pueden encontrar principalmente sabinas dentro del espacio protegido, encinar, tarajes, adelfas y carrizales en los ríos y embalses, pinares de repoblación, acebuches, coscojares, aulagares, retamales, palmitares, romerales y otros pastizales.

Entre la fauna vertebrada se alcanza un total de especies: Dentro del paraje natural se encuentran multitud de especies de fauna de gran valor, ya sea por su singularidad, importancia ecológica o por estar amenazadas. De hecho, algunos trabajadores que ayudaron en la construcción del Caminito del Rey y de la presa llegaron a alojarse en ellas. Hoy sólo quedan algunas cuevas como almacén de aperos agrícolas. Las viviendas de tipo rural, muchas de ellas construidas en el siglo XIX, integran buena parte de la urbanización de la zona.

La evolución de la población ha ido pareja, en un primer momento, al aprovechamiento agrícola y el ganadero y, posteriormente, a la construcción del ferrocarril a finales del siglo XIX. La llegada a la zona del desarrollo eléctrico con la construcción de la presa trajo una nueva oleada de trabajadores. En las décadas de los 60 y 70 del siglo XX se produce un proceso lento pero continuo de abandono de buena parte de la población. Hoy en día existe una escasa población residente en el campo, lo mismo que ocurre con el entorno de los embalses, donde sólo hay contados cortijos importantes.

La tendencia es la adquisición de las fincas de mayor tamaño por las administraciones para promover la conservación natural y cultural de la zona. Ambientura Gaitanes: En torno al Caminito del Rey y el paraje natural del Desfiladero de los Gaitanes, existen varios enclaves históricos y naturales de gran interés. Existe un verdadero balcón con vistas a los tres pantanos que conforman este conjunto hidrológico en torno a la cuenca del Guadalhorce y del Guadalteba. Se trata del mirador de los Tres Embalses, desde el que se alcanza a ver los tres lagos del Guadalhorce, Conde de Guadalhorce y Guadalteba.

A este enclave se llega desde la carretera que une los embalses con Campillos. Es muy recomendable ver las puestas de sol desde este punto.

Puente acueducto y puente colgante

Situada cerca de la carretera que comunica los embalses con Campillos, cuenta con siete estructuras mortuarias excavadas en la roca. El ajuar funerario y los restos humanos encontrados son de gran valor histórico. Aunque no se conserva un recinto amurallado, hoy no cabe duda de que Bobastro fue un bastión civil y militar durante décadas.

Como tal, resultó inexpugnable durante muchos años, incluso para el poder del Califato de Córdoba, que necesitó casi medio siglo para controlar esta revuelta. Para realizar la visita es necesario pedir cita previa en la oficina de turismo de Ardales. Es un lugar idóneo para llevarse una perspectiva general de todo el entorno del Desfiladero de los Gaitanes y la sierra de Huma. Se puede llegar hasta allí en vehículo, una vez que se ha pasado la ciudad de Bobastro y el embalse del Tajo de la Encantada.

A escasos metros de la boca sur del Desfiladero de los Gaitanes se puede ver la capilla de la Virgen de Villaverde, que posiblemente fue una de las iglesias de extramuros de la antigua Bobastro. En su entorno, hay importantes vestigios históricos, como las cavidades que durante milenios se han usado como viviendas en esta zona. También se aprecian restos de una torre de vigilancia, conocida como Peñón del Moro, que indican la gran importancia del enclave.

Muy cerca del Parque de Ardales se puede ver esta construcción de piedra, formada por dos bancos, un sillón y una mesa. Frente a la orilla del pantano del Guadalhorce y junto al conocido restaurante El Kiosco, hay una excavación histórica que usan actualmente muchos de los que quieren acortar distancias para dirigirse a pie desde allí al Desfiladero de los Gaitanes. No se recomienda el acceso por este pasaje a aquellas personas que tengan fobia a la oscuridad. El Desfiladero de los Gaitanes se encuentra rodeado e incluso atravesado por tres pantanos de grandes dimensiones: Conde de Guadalhorce, Guadalhorce y Guadalteba.

Por la orilla de los embalses se pueden dar tranquilos paseos o incluso hacer varias rutas de senderismo. En lo que se refiere a vegetación, allí, conviven fresnos, adelfas, pitas, tarajes o eucaliptos. Existen algunos caminos que discurren siempre junto al agua, de tal forma que siempre se tiene un aliciente paisajístico. Esta caverna presenta pinturas rupestres de la época solutrense La visita guiada por la cueva tiene una duración aproximada de tres horas. Situada a unos cinco kilómetros del pueblo, esta cueva fue redescubierta en Para visitarla hay que pedir cita previa en el teléfono El precio de la visita es de 8 euros para adultos y 5 euros para niños.

Fue construida en el siglo IX y se alió con la causa rebelde de Bobastro. De la construcción original no quedan restos visibles; los actuales lienzos y torres del castillo responden, eso sí, a dos momentos constructivos distintos, pero de época nazarí o cristiana. Fue mandada a construir en el XIV y tomada en por las tropas cristianas. Desde entonces quedó despoblada. Gracias a ello, mantiene hoy en día muchas de sus murallas y torres originales. Este castillo llegó a contar con una decena de torreones, lo que da idea de la importancia que tuvo en la época.

A los pies del castillo, en época estival, es posible darse un buen baño en la llamada poza de la Olla. El paso del tiempo lo deterioró mucho: Todos estos factores han contribuido a crear una leyenda negra tras haber perdido la vida varios excursionistas tratando de cruzarlo. En , se iniciaron obras para rehabilitarlo. Se construyó una nueva pasarela, con paneles de madera a lo largo de su recorrido. Los trabajos de rehabilitación finalizaron el primer trimestre de y se reabrió a finales de marzo de ese mismo año.

La Sociedad Hidroeléctrica del Chorro, propietaria de los Saltos del Gaitanejo y del Chorro, necesitaba un acceso a ambos para facilitar el paso de los operarios de mantenimiento, transporte de materiales y vigilancia.

Caminito del Rey

Las obras empezaron en y terminaron en El camino comenzaba junto a las vías del ferrocarril y recorría el Desfiladero de los Gaitanes. En el rey Alfonso XIII presidió la inauguración de los Embalses Guadalhorce-Guadalteba, cruzando para ello el camino previamente construido, o al menos lo visitó. Desde entonces, se le empezó a llamar Caminito del Rey. El paso del tiempo y la falta de mantenimiento hicieron mella en el Caminito.

En los años 90 presentaba un estado lamentable, con la barandilla desaparecida en casi todo su recorrido, numerosas secciones derruidas y las que quedaban amenazando con hacerlo. Precisamente su peligrosidad fue uno de los factores que contribuyó a su fama. Muchos excursionistas se dirigían a El Chorro para recorrer el Caminito. Esto propició numerosos accidentes a lo largo de los años, algunos mortales, y acrecentó su leyenda negra.

PUENTE COLGANTE DEL DESFILADERO DE LOS GAITANES EN EL CAMINITO DEL REY EN ARDALES(MÁLAGA)

En y , se produjeron sendos accidentes mortales que costaron la vida a cuatro excursionistas. Dada la gran belleza que se podía contemplar recorriendo el camino, Benjumea decidió mejorarlo y reformar el puente entre los dos lados del desfiladero. En el rey Alfonso XIII presidió la inauguración de los Embalses Guadalhorce-Guadalteba , cruzando para ello el camino previamente construido, o al menos lo visitó. Desde entonces, se le empezó a llamar Caminito del Rey.

El paso del tiempo y la falta de mantenimiento hizo mella en el Caminito. En los años 90 presentaba un estado lamentable, con la barandilla desaparecida en casi todo su recorrido, numerosas secciones derruidas y las que quedaban amenazando con hacerlo. Precisamente su peligrosidad fue uno de los factores que contribuyó a su fama. Muchos excursionistas se dirigían a El Chorro para recorrer el Caminito. Esto propició numerosos accidentes a lo largo de los años, algunos mortales, y acrecentó su leyenda negra. En y , se produjeron sendos accidentes mortales que costaron la vida a cuatro excursionistas.

Indujeron a la Junta de Andalucía en el año a cerrar los accesos al camino, demoliendo su sección inicial. Esta medida no consiguió detener a los excursionistas, que seguían encontrando la manera de acceder a él escalando. Algunas de ellas prestan servicio a ambas entradas del sendero paradas Kiosko en la entrada Norte y parada El Chorro-Caminito del Rey en la entrada sur , a través del servicio lanzadera del Caminito del Rey que realiza la empresa Autocares Rivero.

Pueden consultarse en el siguiente enlace. Desde su restauración, ha sido utilizado como final de etapa de la Vuelta a España en 2 ediciones, con los siguientes resultados:.